martes, 7 de agosto de 2007

Gilmore's Anatomy

El patriarca de las Gilmore cambia los seguros y los planes de pensiones por el Juramento Hipocrático para poder ejercer así la medicina en el casi desconocido Seattle Grace Hospital -"casi desconocido" por mí y por pura voluntad, claro-. Esta mañana mi compi del trabajo me ha informado de este trasbase interserial -¿ahora cambiará mi opinión sobre "Grey's Anatomy"?- y como no podía -o no quería creerlo- le he arrebatado el periódico para leerlo por mí mismo. ¿Mi fanatismo gilmoriano vencerá a mi aversión greyniana? Quizá viene siendo hora de dar crédito a mi amigo Nacho -que de series entiende bastante... bueno, "bastante" es no hacer justícia al vasto conocimiento que tiene sobre el tema- y dar una oportunidad a las dos primeras temporadas de la serie. O quizá deba mantenerme firme en mi postura antigrey porque tampoco es como si el Seattle Grace hubiera fichado a Emily, Lorelai o Rory... o aún incluso a Lane o la señora Kim... Es que Grey actúa como repulsivo en mi cuerpo y, aunque a veces es necesario tomarse un repulsivo para limpiar el mismo, es tanta la aversión que me tiene totalmente cegado... aunque, por otro lado, reconozco que es signo de buen ojo el haber contratado a Edward Hermann, por más que sus guionistas vayan a tener que esforzarse para darle un papel nuevamente suculento al veterano y querídisimo actor. Y es que las "Gilmore Girls" han dejado el listón muy alto.

Es cierto que me gusta ver como "mis" actores y actrices se buscan la vida y no permiten que la supresión de una serie les deje percibiendo el paro -que siempre me resulta más patética la situación cuando se trata de artistas...-, pero prefiero que este reciclaje se dé entre series que me gusten como en el caso de Treat Williams y Emily VanCamp son absorbidos por "B&S" después de que la estupenda "Everwood" finalizará repentinamente -o al menos, su emisión en TV1-.
Ahora sólo me cabe esperar un fuerte aluvión de ofertas para Lauren, Alexis y Kelly. Ya cuentan con algunos proyectos de películas para los próximos meses, pero no estaría mal que cayesen en alguna serie que nos las recuperase de forma periódica.

Y hablando de trabases, otro en el plano sentimental - que también se dan-, como en el caso de la relación (¿finiquitada?) entre T. R. Knight (George O'Malley, "Grey's Anatomy") y Luke MacFarlane (Scotty Wandell, "Brothers & Sisters"). ¿Otro motivo más para ver la serie?
Psd: ¡Quedan sólo tres días para pisar siete países distintos a lo Phileas Fogg y, también, para sufrir el mono de series más grande de mi vida!

3 comentarios:

elsäh dijo...

Aquí teneis un enlace a una actuación de Sara Ramírez, más conocida como doctora Torres en Grey's Anatomy. Me ha dejado patitiesa. Es fenomenal, su voy, y ella también, aunque la calidad del sonido en ocasiones deje mucho que desear -o bien, sean problemas del directo!-. Me alegraría mucho que la presencia de uno de los actores gilmorianos te enganchasen a la tribu de Grey.

xandalie dijo...

Pues a mi se me va a hacer taaaaaaaan raro verle haciendo otro papel distinto al de Richard sniff sniff. Viva las Gilmore!!!

Y el mono de series verás como se te pasa cuando estes por esos mundos de dios

elsäh dijo...

Díos mío! Me olvidé el enlace!
http://www.youtube.com/watch?v=3yRlnSgu-bY